Araceli Navarro, representante olímpica para Madrid 2020

cUn sueño, que Madrid se convierta en sede olímpica en 2020. ¿Cómo conseguirlo? Apostando por nuestros deportistas de élite, enseñando su preparación, sus sueños y su esfuerzo. La ciudad de Madrid, en su carrera de fondo por convertirse en la casa de las próximas Olimpiadas, ha apostado por el proyecto 20/20 Unidos por un Sueño. Tal proyecto consta de  20 perfiles sobre 20 jóvenes deportistas olímpicos escritos por 20 de los mejores periodistas españoles y acompañados por un vídeo con entrevista incluida. ¿Os imagináis quién no podía faltar en este elenco? Exacto, nuestra tiradora olímpica: Araceli Navarro. Os dejamos una invitación, por si todavía podéis hacer un hueco en vuestra agenda y acercaros mañana a compartir el momento:

Desde el CEM, hemos tenido acceso al periodista que ha dado vida al artículo sobre Araceli y nos ha contestado a alguna preguntilla. No nos ha resultado demasiado difícil porque nuestro hombre es también socio y tirador del Club y, como es habitual, ha mostrado la amabilidad y cercanía que acostumbra. No es otro que Rafa G.-Palencia, gran periodista deportivo a quien podéis leer en el diario Marca. Aquí os dejamos la entrevista:

“20/20 Unidos por un Sueño” es el libro que presentáis el próximo viernes, día 16 en el COE. Cuéntanos, ¿cómo te surge la idea de escribir sobre Araceli Navarro?

El libro se traducirá al inglés y al francés y formará parte de la documentación que la candidatura de Madrid 2020 presentará para tratar de convencer al COI. La oportunidad de contribuir escribiendo un perfil de Araceli me llegó por encargo. El proyecto es idea de Andrés García Armero, compañero en Marca, quien sabe que soy socio del CEM. Es uno de los periodistas jóvenes con más talento que conozco, y está especialmente interesado en el olimpismo y en la proyección de los deportes minoritarios, algo que debe valorarse especialmente en nuestro mundo, dominado por la ‘tiranía’ del fútbol. Precisamente, la oportunidad de escribir sobre algo que no es fútbol y además me resulta tan cercano fue lo que más me atrajo. Además, como Andrés y yo nos admiramos mutuamente, nos entendimos enseguida. Es un proyecto fantástico, que ha logrado reunir para la causa a mucho de lo mejor del periodismo deportivo actual, no sólo a jóvenes, sino también a gente tan consagrada como Santiago Segurola o Roberto Palomar.

¿Qué destacarías sobre el perfil como tiradora de Ara?

Aparte de su talento, cosa evidente, que nunca se descompone. Tiene mucho equilbrio y una gran variedad de recursos para competir. Y, por supuesto, es todo corazón. Lo lleva en la sangre.

Dada la trayectoria de la deportista, convendrás conmigo que es un modelo deportivo a seguir, ¿qué valores olímpicos se encarnan en la figura de Araceli Navarro?

Sin duda, la dedicación y el ansia de superar las adversidades, patentes tanto por su trayectoria como su capacidad para recuperarse de momentos tan duros como los que vivió en los Juegos de Pekín por culpa de su lesión en el hombro.

Aunque se está trabajando para desmitificar la imagen de la esgrima como deporte inaccesible para el público general, sigue tratándose de un deporte minoritario. Como periodista deportivo, ¿estás de acuerdo con esta consideración general? ¿qué factores crees que influyen en tal percepción social?

No sólo ocurre con la esgrima. Por desgracia, muchos otros deportes con un tremendo potencial viven en una situación casi de desamparo. El fútbol fagocita el negocio y también los recursos, e iniciativas como el Plan ADO empiezan a ser inviables por culpa del mal momento económico que vivimos. El problema, en mi opinión, es que se ha subvencionado el deporte, sí, pero se ha fallado al crear estructuras sólidas que lo hagan crecer. Ahora mismo parece que estamos abocados a volver los tiempos en que nuestros campeones aparecían por lo que se llamó “generación espontánea”. De vez en cuando surgían un Severiano Ballesteros o un Ángel Nieto porque su talento era irrefrenable, sin más. La esgrima tiene una gran tradición en España, y existe un gran caladero de talento por explotar, pero sin recursos es imposible.

Cambiando un poco de tercio, quizá haya gente que desconozca tu lado más privado como tirador de esgrima. Cuéntanos, ¿qué te atrae de este deporte? ¿Con qué valores lo asociarías? Y, dado que compartes Maestro con Araceli Navarro, ¿en qué puntos de la carrera de ésta crees que han influido las clases de Rafael López Hidalgo, Maestro de nuestra Olímpica y, además, Director del Club?

En efecto, soy sablista y últimamente hago mis pinitos también con la espada. Desde siempre me atrajo la esgrima, pero por distintas circunstancias no tuve la oportunidad de empezar a practicarla hasta hace relativamente poco, cosa que me apena, la verdad, porque estoy encantado. He practicado bastantes deportes, y de la esgrima me gusta sobre todo el ambiente, que es siempre amistoso y de constante enseñanza y reflexión. Se tira con la cabeza tanto como con las manos y los pies. Además, físicamente es mucho más completo de lo que la gente pudiera pensar. Te ayuda a ponerte en forma rápidamente y es muy poco lesivo, algo que para mí fue fantástico, porque venía de sufrir una lesión grave en el baloncesto y empezaba un poco desde cero después de estar bastante tiempo parado. En cuanto a Rafa, es un maestro exigente, muy buen planificador y muy carismático, y está orgulloso de su trabajo con Araceli. La confianza entre ambos es total.

Araceli Navarro en el último Cto. de España, recibiendo indicaciones de su Maestro, Rafa López Hidalgo

Madrid lleva un par de postulaciones consecutivas como organizador de las Olimpiadas. Sin embargo, tras estos intentos fallidos, la ciudad no desiste en su empeño de convertirse en la sede de las próximas. Este libro viene a refrendar y a apoyar el sueño olímpico de la capital. En tu opinión, ¿qué nos muestra este el libro en general y tu artículo sobre Araceli Navarro en particular que pueda contribuir a posicionar a la ciudad en ese anhelado primer puesto?

Sobre todo que, a pesar de los reveses, el deporte español tiene ese sueño muy vivo en la cabeza. Los Juegos de Barcelona provocaron más conmoción en nuestro país que cualquier otro gran evento de la segunda mitad del siglo XX. Y en esa época organizamos un Mundial de fútbol, por ejemplo. Pero en el 92 vimos por primera vez adónde era capaz de llegar nuestro deporte, y ahora sentimos la necesidad de comprobar si es factible dar un segundo gran salto hacia delante. No hay más que ver como a Araceli o cualquier otro de los deportistas del proyecto 20 de 20 se les escapa una sonrisa de ilusión al hablar de la posibilidad de unos Juegos en Madrid.

Desde el aquí, Rafa, agradecemos tu aportación a la candidatura para que la ciudad se convierta durante unas semanas en residencia internacional de deportistas de élite, ponga a prueba a los mejores y se colme de espíritu deportivo de los más grandes; esos que entregan una importante parte de su vida a la alta competición y demuestran los valores del juego, la entrega, el compromiso, el respeto y la superación. Esos que se dejan la piel a diario. Gracias por formar parte de los que saben mover el foco para vivir también deportes minoritarios y dan voz a historias de superación personal de los deportistas que quizá no viven de practicar su deporte, pero viven para realizarlo. Gracias Ara, por ser una de ellos. Una de los 20. Para nosotros, claramente, la número uno.

Vídeo 20 de 20. Unidos por un sueño

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: